pLlámanos ya: +57 300 2526474
Soñar, después de todo, es una forma de planificación. Gloria Steinem.

Las aguas del río Medellín, hasta ahora podridas y malolientes, estarán tratadas a partir de julio

depuradora-medellín.jpgLa vida de Medellín no se entiende sin su río, que la atraviesa de sur a norte y lleva su nombre. En torno a él creció y se desarrolló. Y a él van a parar todas las aguas fecales de sus habitantes. Durante décadas, a su paso por la ciudad, el río ha sido una masa de agua podrida y maloliente.

En el año 2000 se puso un parche a este problema: una depuradora que alcanzaba a limpiar una quinta parte de los desechos. Pero el 80% restante seguía sin tratamiento. La depuradora más grande de Colombia, que entrará en funcionamiento en julio, pondrá remedio a este problema histórico.

Al norte de la ciudad de Medellín, en el municipio de Bello uno de los nueve que, junto a la capital de Antioquía forman una enorme urbe conurbada en el Valle del Aburrá se alzan seis imponentes tanques. Son la parte más visible y emblemática de la Planta de Tratamiento Aguas Claras, que será también una de las mayores depuradoras de Latinoamérica. Después de un proceso de purificación, allí irán a parar los lodos con todos los desperdicios que antes acababan en el río. Pero, antes de eso, hay un complejo proceso de tratamiento.

El problema de las aguas fecales en la ciudad fue creciendo a medida que esta se expandía por los cerros que la rodean. Los gobernantes de mediados del siglo pasado tenían como prioridad abastecer de agua potable a la población, así que no prestaron demasiada atención a lo que pasaba con esta una vez consumida por los paisas. Y el líquido se desechaba a través de las decenas de quebradas (arroyos) que bajan por las montañas hasta llegar la espina dorsal del valle: el río.

En algunas zonas del río, el oxígeno disuelto en el agua (un indicador que marca la calidad) está muy próximo a cero. Esto es, cero salubridad. El objetivo es llevarlo a cinco miligramos por litro, lo que empieza a ser un nivel aceptable para la convivencia con la ciudad. Esto no quiere decir que las aguas vayan a ser transparentes ni a llenarse de peces; ni siquiera que sean potables. Pero el cambio de tener un río podrido a uno salubre es notable para la vida de una urbe.

El primer paso para conseguir esto fue construir una enorme tubería de más de siete kilómetros de largo y algo más de dos metros de diámetro para que transporte las aguas fecales hasta la planta. Al líquido que llega se le hace un tratamiento preliminar y muy básico, que consiste en eliminar los elementos sólidos mediante algo parecido a un gran colador. De allí va a los drenadores, que le quitan la arena y después la mandan a las piscinas de sedimentación primaria para retirar la materia orgánica que se asienta. El líquido pasa a otro proceso químico para completar la depuración y mandar el agua resultante al río.

La planta es capaz de realizar este proceso a un ritmo de cinco metros cúbicos por segundo, lo suficiente para procesar el agua de 2,2 millones de habitantes. Esto, junto a la antigua planta de San Fernando, que da servicio a unas 600.000 personas, es suficiente para depurar los residuos de la práctica totalidad del Valle de Aburrá, es decir, Medellín y su área metropolitana.

El proceso genera cada día 123 toneladas de residuos. Aquí entran en juego los seis majestuosos tanques biodigestores, con una capacidad de 9.000 metros cúbicos cada uno. Aquí van a parar los lodos que se han ido extrayendo del agua en los diferentes procesos y reposarán para generar gas metano, que a su vez se aprovecha para dar energía a la planta y hacerla prácticamente autosuficiente. “Teníamos un problema líquido que pasa a ser sólido”, explica Luis Fernando Yepes, ingeniero de EPM, la empresa pública responsable de la instalación a través de Aguas Nacionales.

¿Y qué sucede con los lodos una vez que han reposado y soltado el metano? “Esta es una de las grandes innovaciones de la planta”, asegura Manuel José Navarrete, encargado del proyecto por parte del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), principal financiador de la obra, cuyo presupuesto supera los 581 millones de dólares (algo menos de 550 millones de euros al cambio actual). El lodo pasa a una planta de secado térmico que acaba con buena parte de las bacterias de los desechos y los convierte en material susceptible para ser usado en obras de todo tipo. “Sin este proceso, el manejo de los lodos es muy restringido. Al quitarle patógenos se convierte en suelo de muy alta calidad que puede ir destinado a reforestación, recreación, rehabilitación de terrenos…”, enumera Navarrete.

Así terminaría el ciclo. Y eso espera una ciudad que quiere recuperar su río, como cuenta Óscar Mejía, coordinador ambiental de Urbam, el Centro de Estudios Urbanos y Ambientales de la Universidad EAFIT: “Era un proyecto muy necesario que parte de un sueño de saneamiento que nace hace unos 30 años”.

Pero todo plan tiene su cara B. Miles de vecinos de los 15 barrios colindantes se encuentran con que su paisaje urbano cambia y que las nueve hectáreas de naturaleza que tenían junto a su casa desaparecen; los 6.000 árboles que vivían en el terreno se convierten en una enorme planta depuradora. Como todo proyecto importante que se ejecuta en la ciudad, una de las grandes tareas que las autoridades se autoimponen es un trabajo previo con la comunidad, algo que ha sido la base para el renacer de Medellín después del terror del narco en los años ochenta y principios de los noventa.

Luceni Duque, responsable de gestión ambiental de la planta, cuenta cómo durante todo el proceso de la construcción se han impartido talleres y se ha acudido a las comunidades aportando información. También se ha editado un boletín que ha ido narrando los avances de la obra y, a la hora de la contratación, se ha dado preferencia a trabajadores de la zona. En principio, el plan contemplaba la compensación de cuatro veces el número de árboles eliminados de su hábitat, pero la dificultad de encontrar terrenos disponibles se ha resuelto con la repoblación de 13.000.

La obra también se ha aprovechado para crear en las inmediaciones de la planta, casi integrado con ella, un parque de 26.000 metros cuadrados. El recinto incluye un auditorio con capacidad para 207 personas, aulas, fuentes de agua interactivas, zonas verdes, areneros, juegos infantiles y musicales, senderos y puente peatonal con conexión al costado occidental: la UVA de Aguas Claras. Son las siglas de Unidades de Vida Articulada, una serie de proyectos para recuperar espacios públicos, especialmente en las zonas más deprimidas.

Pero esto es solo el preludio de lo que está a punto de recuperarse para toda una metrópoli de casi tres millones de habitantes: el río que la articula, que dejará de ser, por fin, una masa de agua podrida y maloliente.

Fuente: www.elpais.com

Gestión-Social-1.jpgLas compañías tienen que asumir el reto de contribuir con su acción a un desarrollo sostenible económico, social y medioambiental

Si miramos atrás, en tan sólo dos siglos y medio, la economía mundial ha evolucionado casi de manera exponencial, en los últimos 50 años hemos pasado de un PIB mundial de 1.353 billones de dólares a 73.892 billones, es decir un 5.461%. Sin embargo, este avance no ha supuesto una mejora ni cuantitativa ni cualitativa en la calidad de vida de los ciudadanos, sino que ha servido para acrecentar la desigualdad y la pobreza.

El viejo axioma de que tener un trabajo es seguridad ya no es real. En España, según un informe de Oxfam Intermón el 13,2% de los trabajadores y trabajadoras están en riesgo de exclusión social, aquellos mileuristas que hace 10 años eran los marginados de una sociedad en progreso, hoy se han convertido en el referente privilegiado para muchos empleados que necesitan de dos trabajos para poder tener un salario digno.

Estamos viviendo una desmoralización de la economía, un paradigma donde la empresa actúa no como un instrumento para conseguir el beneficio de todos, sino como un fin que sólo tiene por objeto el aumento de la cuenta de resultados. Sin embargo, no se plantea un cambio del modelo, sino la implementación de una economía alternativa al modelo tradicional: economía social, economía del bien común, innovación social … este no puede ser el camino

La globalización ha supuesto un aumento del poder de las empresas, pero al mismo tiempo la sociedad les exige un mayor compromiso. En buena medida esta nueva responsabilidad ha sido cubierta a través de una política de responsabilidad social empresarial (RSE), que ha pendulado entre la valorización de buenas prácticas y la implementación de políticas de transparencia y buen gobierno.

No podemos olvidar que la RSE es un instrumento de la ética empresarial. Sin embargo, esto no ha sido así, sino que esta se ha convertido en una política de maquillaje bienintencionado donde el objetivo final de la empresa ha sido, en la mayoría de los casos, ganar en reputación social. Bajo esta visión, el reporte de los resultados se ha convertido en más importante que las acciones implementadas. Es cierto que se ha avanzado en este terreno, la vida interna y la gestión de las compañías, que antes quedaba intramuros, hoy esta expresada en las memorias de sostenibilidad y en los códigos y auditorias éticas, pero esto no ha sido suficiente para que la ciudadanía acepte la RSE como un ejemplo de distinción de las empresas socialmente responsables.

Se abre un nuevo escenario mundial donde todos y todas nos hemos encomendado a trabajar por un nuevo orden mundial de justicia e igualdad. Las empresas no sólo deben preguntarse qué pueden aportar al cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), sino que deben configurarla en su misión y visión. Estas acciones no pueden convertirse en meras actuaciones testimoniales, sino que han de integrarse en su ethos empresarial, desde una visión ética de defensa y promoción de los derechos humanos. Las empresas que no sean éticas, no pueden ser consideradas empresas.

Por ello es necesario articular, como explica Adela Cortina, una economía éticadonde la empresa asuma su papel como agente transformador de la sociedad y no, simplemente, como un instrumento de generación de beneficios empresariales. Hoy las compañías tienen que asumir el reto de contribuir con su acción a un desarrollo sostenible económico, social y medioambiental

Los ODS no sólo ofrecen numerosos retos y oportunidades para las empresas, sino que configuran un nuevo modelo de desarrollo basado en cinco ejes: las personas, el planeta, la prosperidad, la paz y las alianzas. Ya no se trata sólo de minimizar los riesgos sociales y medio ambientalessino de transformar con su acción el modelo económico imperante hacia una economía ética comprometida con el desarrollo mundial.

Sin duda alguna, la RSE ha supuesto un avance en el gobierno de las empresas, sin embargo, no podemos esperar que por una asunción voluntaria de la mismas la economía mundial vire hacia un desarrollo sostenible. Los Objetivos de Desarrollo Sostenible ofrecen a la empresa un marco de referencia, tanto interno como externo, para la implementación de políticas vinculadas tanto a la mejora de la gestión empresarial, como a la transformación de la sociedad hacia un modelo más justo y equitativo.

No se trata de negar ahora que las empresas han de obtener beneficios, sino como bien dice Ramón Jauregui: “No me digas qué haces con tus beneficios, dime cómo los obtienes”. Las compañías tienen una doble misión. Configurar la ética como vector de transformación de su actividad económica y por otro lado, contribuir a la consecución de los Objetivos de Desarrollo Sostenible desde una acción comprometida con la mejora de las condiciones de vida de todos y todas. Es el momento de la acción. No hay más excusas. Sólo desde el compromiso global conseguiremos una sociedad justa e igualitaria que beneficie a todo el mundo.

Fuente: El País

Drones-Geomática.jpg

Los drones abren nuevas posibilidades en el ejercicio de adquisición de datos, convirtiéndose en una tecnología altamente disruptiva respecto a las tecnologías tradicionales en el campo de la Geomática.


Los cambios generados por la irrupción de las nuevas tecnologías están afectando a profesionales de cualquier ámbito, en este sentido, la topografía, tal y como la conocíamos tradicionalmente, está evolucionando hacia una nueva dimensión que abre nuevos horizontes y oportunidades.

En el marco de esta etapa disruptiva, se encuadran las nuevas técnicas, aplicaciones y herramientas para la observación del territorio, una de las disciplinas propias del ingeniero en Geomática y Topografía y uno de los elementos diferenciadores como ingenieros.

 

Las tecnologías para la captura, procesamiento, análisis, interpretación, almacenamiento, modelización, aplicación y difusión de la información geoespacial o localizada, fundamentos de la profesión, están en constante evolución, y, aunque se basan en técnicas más tradicionales como la fotogrametría o la teledetección por satélite, la utilización de la tecnología dron, es relativamente reciente.

“Las aplicaciones de los drones son infinitas, desde mi punto de vista, no existe un sistema de adquisición de datos más transversal y multidisciplinar que los drones”, así de rotundo se muestra el Dr. Israel Quintanilla, profesor de ingeniería Geomática e ingeniería Aeroespacial de la Universidad Politécnica de Valencia (España) e investigador en sistemas de navegación aérea por satélite (SBAS) y en aplicaciones de Drones en el ámbito de la Geomática.

Quintanilla actúa como coordinador del Comité de Observación del Territorio en el XI Congreso Internacional de Geomática y Ciencias de la Tierra; un evento, organizado por el Colegio de Ingeniería Geomática y Topográfica y la Asociación Española de Ingenieros en Geomática y Topografía, que se desarrollará en Toledo los próximos 26 al 30 de octubre.

España dispone y hace uso de todas las tecnologías existentes hasta la fecha en observación del territorio, en todos sus ámbitos de adquisición de datos: aéreo -imágenes de satélites, fotogrametría transportada en aeronaves tripuladas, LIDAR, Drones-, terrestre -mobile mapping, laser escáner terrestre, multiestaciones robotizadas, GNSS, Dispositivos Móviles- y subsuelo –Georradar-. El experto afirma que “nos encontramos más que actualizados en estas tecnologías y así se refleja en las múltiples empresas existentes, no sólo de adquisición de datos, sino también en el procesado y tratamiento de los mismos y en la generación de aplicaciones”.

El uso de los drones con fines geomáticos es realmente amplio”, señala Quintanilla, quien explica que la tarea del ingeniero en Geomática sigue siendo la adquisición de datos con calidad y precisión, el procesamiento de estos datos, ya sea en imágenes del espectro visible o multiespectrales, y la generación de la cartografía según los estándares requeridos (OGC), así como la realización de los análisis correspondientes a partir de Sistemas de Información Geográfica (SIG), “lo único que ha cambiado es la plataforma de adquisición de datos”. Así, se ha pasado del uso de satélites, aviones tripulados, GNSS… al uso de aeronaves no tripuladas.

La lista de aplicaciones de los drones es tan amplia que, en palabras de Quintanilla, sería necesario plantear la pregunta a la inversa: ¿qué tipo de aplicaciones no podemos desarrollar con drones?.  “A partir de la Geomática, podemos asegurar la calidad de la adquisición, tratamiento, generación y análisis de los datos para generar cartografía y que posteriormente, pueden ser aplicadas a múltiples sectores, tales como agricultura de precisión, forestales, ingeniería civil, medioambientales, aeroespaciales, industriales etc. Eso en el ámbito de la ingeniería, pero existen otros muchos como patrimonio, periodismo gráfico o en todos los servicios de seguridad ciudadana (búsqueda y rescate, control de tráfico, emergencias, bomberos, policía…)”, subraya.

Dron-quintanilla.jpg

Israel Quintanilla. (Foto: Daniel García Sala)

Sobre si el uso de los drones contribuirá a generar o a destruir empleos, el profesor de la Universidad Politécnica de Valencia se muestra optimista y explica que “en un año y medio se han creado más de 1.300 operadoras aéreas en nuestro país, lo que indica que es un sector que genera empleo”, toda vez que insiste en que tanto el ingeniero en Geomática como el ingeniero Aeroespacial son piezas claves en esta tecnología.

Respecto a la legislación española sobre la industria de los RPA’s, Quintanilla comenta que “la normativa española se encuentra al mismo nivel que el resto de países. Salvo casos puntuales, como Chile, que sí permite volar en entornos urbanos, o Emiratos Árabes, donde se puede volar hasta 4.500 pies, la mayoría de países siguen manteniendo la restricción de volar por debajo de los 150 metros (120 en el caso de España), no volar en entornos urbanos ni por encima de concentraciones de personas y manteniendo el contacto visual con la aeronave para pesos inferiores a 25 kilos o sin contacto visual para inferiores a 2 kilos”.

Quintanilla adelanta que “en breve, España sacará una nueva normativa que permitirá volar en entornos urbanos y ampliar a 25 kilos para aeronaves sin contacto visual, y entrará una nueva operación en juego que permitirá volar más distancia incorporando observadores en el terreno (E-VLOS), por lo que se ampliará el abanico de aplicaciones aún más”. En este sentido, abunda que “si se han creado un millar de empresas con esta normativa restrictiva, debemos pensar que las cosas se están haciendo bien, lentos pero progresivos”.

Uno de los proyectos de mayor envergadura en el ámbito de la observación del territorio lo forman las constelaciones de satélites y en concreto, dos proyectos estrella de la Agencia Espacial Europea (ESA): el sistema de navegación por satélite europeo, Galileo, y el sistema de observación de la tierra, Copernicus. El Programa Galileo, ya cuenta, desde finales de mayo de este año, con 14 satélites en órbita. En total, serán 30 los satélites que conformen el sistema de observación del territorio desde el espacio promovido por la Unión Europea.

Galileo no es la única constelación de satélites en órbita, existen dos constelaciones ya operativas, GPS de EE.UU y GLONASS de Rusia, además de Beidou en China. Para el profesor Quintanilla, “al final, los sistemas GNSS cooperarán en el mismo sentido que lo hagan políticamente”.

Entre las ventajas del sistema GNSS europeo, Quintanilla destaca que “va a aportar mayor precisión (relojes atómicos más precisos y con redundancias) y servicios nuevos y diferentes que no existen en la actualidad, como el Servicio Público Regulado (PRS), el Servicio Comercial (CS) o de Búsqueda y Rescate (SAR) que cuando estén operativos, serán capaces de generar aplicaciones que hasta el momento no eran posibles”.

Respecto del programa de Observación de la Tierra, Copernicus, la Unión Europea está haciendo un gran esfuerzo para conseguir una red de satélites de observación de la Tierra con el objeto de poder realizar monitorización de la Tierra, océanos, atmósfera, cambio climático, seguridad y control de emergencias. El ultimo satélite lanzado, Sentinel 1B, fue lanzado el pasado 25 de abril de 2016, por lo que podemos apreciar, que la monitorización (Copernicus) y posicionamiento y navegación aérea (Galileo / EGNOS) a partir de satélites es una gran apuesta y realidad de la Unión Europea.

Por su parte, en nuestro país, el Consejo Superior Geográfico viene desarrollando el conocido como Plan Nacional de Observación del Territorio (PNOT), un programa que responde a la necesidad de conocer el territorio y su evolución a lo largo del tiempo, a la vez que aporta información geográfica imprescindible para la gestión del medio ambiente, la agricultura, las infraestructuras, las emergencias y la seguridad, entre otras áreas.
El PNOT recibe una financiación anual en torno a los 2,5 millones de euros y comprende cuatro grandes planes nacionales: el Plan Nacional de Ortofotografía Aérea imagen, el Plan Nacional de Ortofotografía Aérea lidar, el Plan Nacional de Teledetección y el Sistema de Información sobre Ocupación del Suelo.

Al tratarse de un plan continuo, cada año se va cubriendo parte del territorio con datos de diversos tipos. Así, en la actualidad, ya se han realizado cuatro coberturas completas de España con ortofoto: una con Lidar y tres con SIOSE (Sistema de Información sobre Ocupación del Suelo de España).

Como aspectos destacables del PNOT, expertos de la Unidad de Observación del Territorio del IGN señalan que “España ha sido uno de los primeros países del mundo en posibilitar a ciudadanos o entidades la descarga libre y gratuita de los datos Lidar a través de FTP”.

Por el contrario, en su opinión “es muy necesario relanzar el Plan Nacional de Ortofotografía Aérea (PNOA) 10 cm en zonas urbanas y costa, además de que debería incrementarse la resolución de 50 cm a 25 cm”.

Además de Quintanilla, también forman parte del Comité de Observación del Territorio del XI Congreso Internacional de Geomática y Ciencias de la Tierra: Javier Ventura-Traveset, secretario ejecutivo del Comité Científico Asesor del Programa Galileo en la Agencia Espacial Europea (ESA), César Carmona,  Senior Expert of the European Commission at the DG JRC y Coordinator of the Water Resources Management activities in Developing Countries; José Luis Bernabé, catedrático de la Universidad Politécnica de Valencia, uno de los fundadores de la Escuela Técnica Superior de Ingeniería Geodésica en Valencia; Marcelino Valdés, jefe de área de geodesia del Instituto Geográfico Nacional; Antonio Arozarena, vocal asesor de observación del territorio del ING y Bartolomé Marqués, ingeniero aeronáutico y subdirector general de Sistemas Aeronáuticos en el Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial (INTA).

FUENTES: Colegio Oficial de Ingenieros Técnicos en Topografía y Graduados en Ingeniería Geomática y Topografía

Fuente: http://blog.hemav.com/

Barranquilla-Procesos-Catastrales.jpg

• El Distrito de Barranquilla asumió los compromisos propios de la ejecución de las funciones catastrales delegadas por el IGAC, a partir del 1 de enero de 2017 y hasta el 31 de diciembre de 2026.

 

 

• La Dirección Territorial del IGAC Atlántico, continuará ejerciendo su función en materia Catastral (formación, conservación y actualización), para los otros municipios del departamento.

 

 

• Adicionalmente se encargará de apoyar los procesos de seguimiento, evaluación y control definidos en el marco del convenio de delegación.

 

 

 

 

El 16 de Septiembre de 2016 en presencia del Presidente de la República Juan Manuel Santos y con el aval del Director Nacional de Planeación, Simón Gaviría, el Director General del IGAC, Juan Antonio Nieto Escalante y el Alcalde de Barranquilla, Alejandro Char, se suscribió el convenio interadministrativo de delegación de competencias para la gestión catastral. (Si quiere obtener más información acerca de este convenio click Aquí)

Por lo anterior, desde el primer día del año 2017, el Distrito de Barranquilla asumió de manera oficial, el reto de ejercer sus propios procesos de formación, conservación y actualización catastral.

Así Barranquilla se suma al grupo selecto de entidades territoriales que manejan su propio catastro en Colombia, conformado por Bogotá, Medellín, Cali y el departamento de Antioquia.

Según Juan Antonio Nieto Escalante, Director General del IGAC, el Instituto seguirá cumpliendo en Barranquilla las funciones de avalúos comerciales, agrología y cartografía y continuará ofreciendo las publicaciones en el Centro de Difusión y Mercadeo de Información en la Dirección Territorial Atlántico del IGAC.

A su vez agrego que “La Dirección Territorial del IGAC Atlántico, continuará ejerciendo su función en materia Catastral (formación, conservación y actualización), para los otros municipios del departamento. Adicionalmente se encargará de apoyar los procesos de seguimiento, evaluación y control definidos en el marco del convenio de delegación”.

Desde la fecha de la firma del convenio y hasta el 31 de diciembre de 2016, el IGAC adelantó la etapa de alistamiento de la información, la adecuación de las instalaciones y la capacitación del nuevo personal, para que el en plazo pactado, Barranquilla asumiera la función catastral.

Por lo tanto Nieto Escalante recalco que “Las solicitudes radicadas que a 31 de diciembre de 2016 no hayan sido tramitadas por parte de la Dirección Territorial Atlántico, serán trasladadas al Distrito como saldos que deberán ser resueltos por el Distrito de acuerdo al plan de saneamiento probado para resolver dichos saldos”.

Es así como el distrito de Barranquilla asume la delegación de las acciones correspondientes a la administración del catastro y mantendrá línea directa con el IGAC, quien sigue siendo la autoridad geográfica y catastral de Colombia.

Un catastro descentralizado al servicio de la comunidad

La más beneficiada de este convenio, es la comunidad de la arenosa, con una serie ventajas potenciales a la función del ciudadano, que se pueden resumir de la siguiente manera:

• Se fortalecerá la atención a los usuarios del Catastro.
• Se mejorarán los niveles de eficiencia y eficacia en la prestación de los servicios catastrales.
• Se mejorará la interrelación de la información catastral con la del registro de la propiedad y otros sistemas de información local, regional y nacional, contribuyendo a la seguridad jurídica del derecho de la propiedad inmueble.
• El ciudadano contará con información catastral actualizada que cumpla con los estándares definidos por la autoridad.
• Con nuevas políticas se podrá mantener al día la información predial, con ello mejorar el recaudo y ofrecer mejores datos a los usuarios públicos y privados, y clientes en general.
• Se mejorará la oportunidad de la información para los múltiples usos.
• Permitirá a través de la tecnología de punta poner a disposición los datos catastrales para una utilidad oportuna.

Fuente: www.noticias.igac.gov.co

Panoramica_2¿Sabía usted que ahora el impuesto predial en Bogotá se puede pagar a cuotas? Gracias a la simplificación tributaria liderada por la Alcaldía de Enrique Peñalosa los bogotanos podrán hacer el pago de este tributo con este beneficio, si así lo desean.

Se trata del Sistema de Pago Alternativo por Cuotas Voluntario que inició su implementación en enero de 2017 y se convertirá en la alternativa para que los ciudadanos que lo deseen paguen su impuesto diferido.

Para poder acceder a este beneficio los interesados deben ingresar a la página web www.shd.gov.co y declarar allí explícitamente que tiene la intención de pagar el impuesto a cuotas.

Con esta declaración privada del contribuyente se  anula de inmediato la factura física que ha empezado a llegar a las casas y apartamentos desde este mes.

 

Esta solicitud se puede hacer hasta el último día hábil de marzo de cada año fiscal.

Para aplicar a este beneficio se debe cumplir con los siguientes requisitos: ser el residencial propietario, ser persona natural y debe ser una vivienda.

Es importante señalar que si una persona desea acceder al pago diferido, pierde el descuento del 10 por ciento por pago pronto (7 de abril) y 1 por ciento por actualización de datos en la web.

Si accede a este beneficio la primera cuota se debe pagar el 12 de mayo; la segunda el 14 de julio, la tercera el 15 de septiembre y la cuarta el 17 de noviembre.

Las cuotas que dejen de ser pagadas en las fechas establecidas, causarán los respectivos intereses de mora, que se generan en cualquier obligación.

Si en algún  momento el contribuyente que se acogió al pago voluntario a cuotas desea pagar la totalidad del impuesto podrá hacerlo sin ningún inconveniente en las fechas establecidas en el calendario tributario.

gestion-ambiental-jpg

 

 

En Cuatro Conceptos  enseñamos a valorar la Gestión Ambiental.

Para su empresa desarrollamos: Planes, Estudios y Diagnósticos enfocados en el progreso respetuoso con el ambiente.

 

GESTIÓN AMBIENTAL

 

En Cuatro Conceptos trabajamos bajo la premisa de la auto-sostenibilidad a través de la responsabilidad ambiental, mediante el uso óptimo y racional de los recursos naturales y la implementación de acciones compatibles con la permanencia de la vida.

 

En línea con lo anterior, propendemos por el uso e implementación de tecnologías limpias, la eficiencia en el uso de los recursos energéticos e hídricos, la conservación de las especies y la clasificación y disposición adecuada de los desechos, alineado bajo el compromiso corporativo de concienciación ambiental.

 

Así mismo, promovemos la seguridad, salud y calidad en el trabajo, generando la cultura del autocuidado e implementando programas que generen conciencia sobre la importancia de mantener hábitos de vida saludable, reduciendo los factores y condiciones que pongan en peligro la vida de nuestros colaboradores, sus familias y demás partes interesadas en la organización.

 

Con base en estos preceptos, Cuatro Conceptos adelanta planes, proyectos y programas que permitan cumplir con los objetivos de nuestros clientes, sin poner en riesgo la vida humana y sin afectar el equilibrio ecológico, ya que estamos convencidos que el progreso y el ambiente pueden coexistir y que son complementarios entre sí.

 

Gestión Ambiental

• Planes de Ordenación y Manejo de Cuencas Hidrográficas (POMCAS).
• Planes de Ordenamiento del Recurso Hídrico (PORH).
• Estudios de Impacto Ambiental (EIA).
• Planes de Manejo Ambiental (PMA).
• Diagnósticos Ambientales de Alternativas (DAA).
• Informes de Cumplimiento Ambiental (ICA).
• Valoración económica de impactos.
• Planes de contingencia.
• Auditorías e inspecciones ambientales.
• Manejo de aguas residuales domésticas e industriales.
• Biorremediación.
• Tecnología ambiental.
• Estudios para el componente abiótico (Hidrología, Suelos, Geología, Geomorfología, Hidrogeología, entre otros)
• Estudios para el componente biótico (Inventarios forestales, manejo de especies en veda, análisis y caracterización de especies faunísticas, entre otros).

SGSST (Sistema de Gestión en Salud y Seguridad en el Trabajo)

• Auditorías sistemas de gestión.
• Auditorías e inspecciones en salud y seguridad en el trabajo.
• Asesoría en la implementación de sistemas de calidad basados en las métricas ISO.
• Diseño de redes contra incendios.
• Continuidad del negocio.
• Planes de emergencia.
• Seguridad basada en comportamientos.
• Manejo de situaciones de emergencia.
• Entrenamiento en emergencias virtuales.
• Panorama de riesgos.
• Rutogramas.
• Simulación de investigación de accidentes.
• Verificación programa salud ocupacional en línea.
• Evaluación de puestos de trabajo.
• Mediciones higiénicas.
• Programa de seguridad eléctrica.
• Programa de seguridad vial.

gestion-catastral-e-inmobiliaria-jpgEn Cuatro Conceptos concebimos el recurso tierra como un elemento transformador y cambiante, que tiene intrínsecamente relacionados los aspectos de la propiedad, los modos y las formas de tenencia; los cuales se constituyen en los elementos que permitirán establecer los diferentes mecanismos para identificar los mejores usos y la forma más adecuada para su usufructo, dependiendo los proyectos o actividades que se vayan a desarrollar.

 

En este sentido, Cuatro Conceptos se convierte en una alternativa para apoyar los procesos de identificación de la naturaleza de los predios (física, jurídica y catastral), determinar el estado de la propiedad (propietarios, poseedores, tenedores, invasores e indeterminados), estimar el valor comercial de la tierra (predios, construcciones y mejoras) y establecer las compensaciones a que haya lugar por el desarrollo de actividades de impacto sociocultural o socioambiental. Así mismo, Cuatro Conceptos asesora a entidades públicas y privadas durante la ejecución de procesos de: adquisición de derechos inmobiliarios, reasentamiento físico o económico, establecimiento de servidumbres y expropiación por vía administrativa entre otros.

 

Finalmente, desde Cuatro Conceptos nos aseguramos que los derechos de las partes involucradas en nuestros procesos no sean vulnerados y que los acuerdos a los que se lleguen sean benéficos para ambas partes, buscando guardar el equilibrio socioeconómico y ambiental.

 

Productos y servicios asociados al concepto de Gestión Catastral e Inmobiliaria:

 

• Levantamientos topográficos y geodésicos con fines prediales.
• Estudio de títulos y diagnósticos jurídico-catastrales.
• Elaboración de avalúos urbanos, rurales, ambientales y empresariales, basados en competencias técnicas sobre la materia.
• Capacitación y certificación de peritos avaluadores.
• Adquisición de derechos inmobiliarios, mediante de procesos de enajenación voluntaria o por vía administrativa.
• Constitución, seguimiento y verificación de servidumbres para proyectos lineales, mineros o de hidrocarburos.
• Asesoría en proyectos de reasentamiento físico y económico.
• Elaboración de Planes de Ordenamiento Territorial (POT, PBOT o EOT)
• Desarrollo de planes parciales.
• Desarrollo de procesos de estratificación urbana y rural.
• Asesoría e implementación de proyectos de nomenclatura urbana y rural.
• Ejecución de proyectos de actualización, formación y reconocimiento predial.

geomatica-y-agrimensura-jpg   Aquí le enseñamos a recuperar el valor de la información. Gestionamos para usted; capturamos, modelamos, almacenamos, representamos y administramos datos geográficos y alfanuméricos para la toma óptima de decisiones.

 

GEOMÁTICA Y AGRIMENSURA

En Cuatro Conceptos, la geomática y la agrimensura se definen como la confluencia de diferentes métodos de captura, modelamiento, almacenamiento, representación y administración de datos geográficos y alfanuméricos, que permitan una efectiva gestión del territorio y dar respuesta a las necesidades de información de nuestros clientes.

 

 

Brindamos asesoría personalizada a nuestros clientes sobre el tipo de producto que mejor se ajusta a sus necesidades y ofrecemos un acompañamiento permanente durante el desarrollo de sus proyectos; así mismo, contamos con un equipo de profesionales altamente calificado para realizar personalizaciones o desarrollos de software tanto de escritorio como webmapping, que puedan imprimir un valor adicional a sus negocios.

 

Dentro de las actividades que desarrollamos en el área de geomática y agrimensura, encontramos: producción de cartografía digital y análoga, desarrollo e implementación de Sistemas de Información Geográfica, levantamientos topográficos y geodésicos, desarrollo de software y aplicaciones para entornos web tanto para equipos de escritorio como para dispositivos móviles, fotointepretación y procesamiento de imágenes convencionales y no convencionales (incluyendo drones o UAV).

 

Productos y servicios asociados al concepto de Geomática y Agrimensura:

 

 

 

•          Elaboración de cartografía digital y análoga en diferentes escalas.

•          Desarrollo de procesos de restitución.

•          Elaboración de Modelos Digitales de Terreno y Elevación.

•          Análisis y estructuración de información geográfica y alfanumérica.

•          Desarrollo e implementación de Sistemas de Información Geográfica – SIG.

•          Desarrollo de software y aplicaciones en entornos web y en servicios geográficos.

•          Construcción y mantenimiento de geoportales

•          Diseño y puesta en producción de bases de datos espaciales y alfanuméricas.

•          Alquiler de equipos GPS y estaciones totales.

•          Levantamientos topográficos (planimetría y altimetría).

•          Levantamientos geodésicos (estáticos, cinemáticos, stop & go, RTK, entre otros).

•          Replanteo y control de obras.

•          Posicionamiento y amojonamiento de puntos geodésicos, con las bases establecidas por Instituto Geográfico Agustín Codazzi – IGAC.

•          Desarrollo de procesos de restitución, fotointerpretación y teledetección.

•          Procesamiento digital de imágenes convencionales y no convencionales para múltiples aplicaciones.

gestionsocial-jpg

 

En Cuatro Conceptos creamos sinergias en torno a la Gestión Social. Enseñamos a mejorar la relación (Empresa-Autoridades Locales-Comunidad) en torno a una labor sostenible y benéfica para las distintas partes.

GESTIÓN SOCIAL

 

Cuatro Conceptos es una empresa con sentido humano, social y legal que aporta soluciones en pro del crecimiento, desarrollo y sostenibilidad de las partes interesadas vinculadas con nuestra actividad comercial.

 

Trabajamos por el mejoramiento de las condiciones de vida de las comunidades en donde hacemos presencia y comulgamos con los lineamientos establecidos por el pacto global de las Naciones Unidas.

 

 

Uno de los propósitos de Cuatro Conceptos es lograr una total sincronía entre la empresa, las autoridades locales, las comunidades y demás partes interesadas durante el desarrollo de nuestros proyectos, generando sinergias que refuercen la imagen de la compañía en la sociedad; de ahí, que los compromisos adquiridos con clientes, proveedores, colaboradores, entes gubernamentales y comunidad en general, nos conduzcan a servir con ética y responsabilidad, respetar la legislación nacional e internacional, mantener condiciones óptimas y dignas de trabajo, favorecer la seguridad y salud laboral, propender por un crecimiento humano y profesional y combatir cualquier forma de corrupción.

 

Productos y servicios asociados al concepto de Gestión Social:

• Asesorías a organizaciones comunitarias.


• Diagnósticos socioeconómicos y culturales.


• Estudios socioeconómicos para la obtención de permisos o licencias sociales y ambientales.


• Evaluación socio-económica de proyectos y estudios regulatorios.


• Desarrollo de procesos de Consulta Previa.


• Organización y coordinación de consultas públicas.


• Talleres de sensibilización y educación ambiental.


• Planes de acción social y planes de desarrollo comunitarios.


• Elaboración de políticas de Responsabilidad Social Empresarial.


• Monitoreo y control del impacto de las operaciones de las empresas sobre los aspectos socioeconómicos y culturales.


• Asesoramiento y coordinación de enfoques y políticas a desarrollar durante la ejecución de proyectos.

cuatro-conceptos-iso-14001-beneficios-de-los-sistemas-de-gestion-ambientalCada vez más empresas buscan nuevas formas de generar valor añadido, y una de esas formas puede ser, sin duda, la implantación de un sistema de gestión ambiental

Los sistemas de gestión ambiental están basados en normas de referencia. La más extendida es la norma ISO 14001 . También existe el reglamento europeo EMAS , basado en la norma ISO 14001 pero con requisitos adicionales (entre otros, la declaración ambiental pública)

 

Así como los sistemas de gestión de la calidad (ISO 9001) han conseguido un nivel de expansión muy grande en las empresas, los sistemas de gestión ambiental, pese a que van creciendo año a año, lo hacen a un ritmo mucho más lento. Esto sucede porque muchas organizaciones lo ven como un coste y no detectan la cantidad de beneficios que les puede aportar. Si bien es cierto que inicialmente implantar y certificar un sistema de gestión según ISO 14001 supone un coste importante, a medio y largo plazo los beneficios llegan, incluso en empresas muy pequeñas o con unos procesos muy simples, aunque en éstas, una vez implantado es fácil que se llegue a un estancamiento de la mejora contínua que estos sistemas buscan.

 

Tener un sistema de gestión ambiental certificado supone para la empresa una serie de beneficios de mercado, económicos, de mejora de la imagen de la empresa y también de su situación reglamentaria, como por ejemplo:

 

La eliminación de barreras en mercados internacionales (ISO 14001 es un referencial reconocido internacionalmente

El cumplimiento de requisitos de algún cliente, (por ejemplo, para suministrar productos al sector de la automoción es bastante habitual que se exija al proveedor tener una certificación ambiental

La posibilidad de captar clientes sensibles al tema ambienta

Reducción del gasto en energía eléctrica, combustibles, agua y materias prima

Ahorro en el tratamiento de emisiones, vertidos o residuos mediante planes de reducció

La posibilidad de obtener méritos (puntos) en concursos públicos (en algunos casos la certificación es requisito obligatorio)

Aseguramiento del control y cumplimiento del gran número de requisitos legales relacionados con temas ambientales

Disminución de importes de determinados seguros

Determinadas exenciones legales (por ejemplo, exención de presentación de avales financieros en la futura ley de responsabilidad ambiental )

 

Para que estos beneficios lleguen, es importante que el sistema de gestión esté bien planteado desde el inicio, habiéndose identificado exhaustivamente todos los aspectos ambientales de la organización, y estableciendo unos criterios que permitan evaluarlos de manera objetiva, y que sean sensibles a las mejoras que se vayan produciendo a lo largo del tiempo. Así obtendremos aquellos aspectos ambientales significativos sobre los cuales la norma nos obliga a establecer procedimientos de control operacional.

El control operacional es esencial para el funcionamiento del sistema en el día a día de la empresa: cada operación debe estar planificada para realizarse dentro de condiciones que permitan el control (o la reducción) de los impactos adversos que tenga asociados. Es importante no olvidar las operaciones de mantenimiento, ya que generalmente llevan muchos aspectos ambientales ligados. En organizaciones que ya dispongan de un sistema ISO 9001 certificado, el control operacional ambiental debe relacionarse con todo el capítulo de “realización del producto” del sistema de gestión de calidad.

Así mismo, también es importante no confundir el “control operacional” con el “seguimiento y medición”. En el control operacional hay que planificar (establecer pautas a seguir, establecer límites de control de parámetros…) Y en el seguimiento y medición se comprobará que no incumplimos lo que planificamos en el control operacional mediante mediciones y/o comprobaciones.

Otro punto necesario es implicar a los proveedores y subcontratistas, comunicándoles los procedimientos/requisitos aplicables en cuanto al control operacional cuando trabajan en las instalaciones de la empresa (ya sea vía cláusula contractual o de especificaciones técnicas, o bien mediante entrega de documentación).

En esencia, el sistema de gestión ambiental debe proporcionar una sistemática de trabajo estandarizada orientada a obtener los resultados ambientales planificados. Para ello, una cuestión vital es que el personal se implique, y esto se consigue evitando que el sistema de gestión suponga una carga adicional de trabajo. Simplemente, debe formar parte de su pauta de trabajo habitual. Si se consigue esto, el control operacional establecido funcionará, y esto permitirá que el sistema siga rodando.

Para minimizar los costes iniciales de implantación, también es posible recurrir a las subvenciones que periódicamente se conceden.

Fuente: www.orbitaverde.com